junio 22, 2019

¡ALERTA! MODIFICACIÓN CONTAMINANTE

“El proyecto de código penal que se presenta en el Senado tiene gravísimas consecuencias sobre el medio ambiente, cambian normas que están funcionando bien, por otras que exigen que para que haya un delito ambiental tiene que probarse el daño. Los delitos ambientales no son de resultado, son delitos de peligro porque no podemos esperar que muera alguien para iniciar una causa penal”, enfatiza el fiscal federal de Tucumán, Antonio Gómez.

 

A través de un video difundido por redes sociales, el letrado advierte y hace notar que una de las modificaciones de la reforma del Código Penal presentado al Gobierno nacional en el Senado de la Nación, cambiaría las figuras penales que hoy nos rigen.

En materia de delitos ambientales, significa que todas las causas penales ambientales que están vigentes se tendrán que archivar, porque en uno de sus puntos más importantes, deroga la Ley 24051. Derogación que es retroactiva; es decir, amnistía a todas las empresas que hasta aquí vienen cometiendo delitos ambientales.

De aprobarse la reforma del Código Penal, se derogaría la ley de residuos peligrosos. Así, según el fiscal Gómez, “se archivarán decenas de expedientes que tienen condenas, procesamientos y juicios orales en todo el país”, lo que provocaría la impunidad a los responsables, tanto empresarios, como funcionarios.

La legislación actual regula la generación, manipulación, transporte, tratamiento y disposición final de los residuos peligrosos – que son los que puedan causar daño, directa o indirectamente, a seres vivos o contaminar el suelo, el agua, la atmósfera o el ambiente en general.

Quienes no cumplan con la reglamentación de la ley tienen distintos tipos de sanciones que van desde apercibimientos, multas, suspensiones de registros; incluyendo además penas de prisión para quienes envenenen, adulteren o contaminen de un modo peligroso para la salud humana y del ambiente.

En este sentido nuestro país supera las cien causas. Incluyen, por citar ejemplos, el procesamiento de los CEOs de Minera La Alumbrera, así también la sentencia de condena por glifosato en la contaminación del Barrio Ituzaingó en Córdoba, además los procesamientos de los funcionarios y empresarios por la contaminación en el Río Jáchal, casos de contaminación ambiental sobre la cuenca del Río Matanza Riachuelo; la contaminación por petróleo en la provincia de Neuquén, con causas penales abiertas en el juzgado Federal, en base a Vaca Muerta. Incluso incluye causas penales vinculadas a la contaminación por petróleo en Comodoro Rivadavia y los delitos ambientales que se están cometiendo en estos momentos sobre el río Paraná.

Todas las causas antes expuestas y muchas otras, dejarán de tener curso legal. Esto representa extrema gravedad, ya que cada uno de los expedientes, sentencias, juicios y procesamientos volverán a su punto cero, generando gravísimas consecuencias sobre el ambiente.

Share this:

About Joselo Riedel

Joselo Riedel

  • Email

Add Comment