diciembre 26, 2019

EL AGUA ES VIDA, SE CUIDA Y SE DEFIENDE

El Equipo Nacional de Pastoral Aborigen – ENDEPA – expresa su profunda preocupación por la reciente modificación de la Ley 7722 en Mendoza, que permitirá el uso de cianuro, mercurio, ácido sulfúrico y otros componentes tóxicos en la explotación minera.

Esta reforma, impulsada por el gobernador Rodolfo Suárez, aprobada el viernes con amplio apoyo de sectores de la Unión Cívica Radical y el Partido Justicialista – con el aval del presidente Alberto Fernández- y promulgada el último martes, autoriza a que las empresas extractivistas avancen e incidan negativamente en la provincia, significando un tremendo perjuicio ambiental en la región, donde viven comunidades campesinas y sobre los territorios del Pueblo Huarpe.

Vecinos, ambientalistas y productores locales iniciaron la semana pasada, y con más énfasis este domingo 22 de diciembre, una masiva protesta, llegando el lunes a la Casa de Gobierno para exigir que el gobernador no promulgue la modificación, acción que de todas maneras fue efectivizada por el mandatario, desoyendo los reclamos. Estas expresiones populares reflejan el espíritu del lema que acompañó a ENDEPA durante este año: “EL TERRITORIO ES VIDA, SE CUIDA Y SE DEFIENDE”. Lejos de atender a las legítimas reacciones de la sociedad mendocina, las autoridades políticas respondieron con represión policial, gases lacrimógenos y balas de goma, agravando aún más la situación.

Adherimos a la carta del Obispo de Mendoza, Mons. Marcelo Colombo, al Gobernador que tituló “He escuchado el clamor de mi pueblo”; reclama atender la masiva protesta social y revisar la decisión legislativa “en un marco de discusión sereno, racional, lejano de fundamentalismos inconducentes para superar intereses sectoriales y concentrar la mirada en nuestra Provincia, en su crónica falta de agua, en la vida de las generaciones futuras”.

Habilitar estas sustancias nocivas provocará mayor contaminación de los cauces de agua, recurso vital y escaso en toda la región, las Comunidades Indígenas se verán altamente perjudicadas, al acrecentarse las problemáticas terribles  que tienen los habitantes a consecuencia del uso desmedido de los bienes naturales. El Pueblo Huarpe vería seriamente afectado su modo de vida, al profundizarse las reiteradas crisis por sequías.

La opción por el extractivismo, traducido en proyectos mineros a gran escala, atenta contra el bienestar de toda la sociedad y en especial de las Comunidades Indígenas, quienes preservaron esos territorios por siglos y significa un claro avasallamiento a sus derechos.

Denunciamos esta nueva avanzada  que favorece intereses empresariales sin considerar los perjuicios a sus habitantes y territorio, apoyamos enérgicamente al Pueblo de Mendoza que presenta resistencia para preservar sus bienes naturales fundamentales, nos solidarizamos  en especial con el Pueblo Huarpe que padecerá las consecuencias de esta medida que omite su derecho a la consulta previa e instamos al Gobernador de Mendoza Rodolfo Suárez a escuchar el clamor de su pueblo y a abrir un debate serio, que considere todas las voces, para no provocar un nuevo e irreversible daño a nuestra Casa Común.

#ElTerritorioEsVidaSeCuidaYSeDefiende #ElAguaDeMendozaNoSeNegocia

Descargar (PDF, 238KB)

Fotografía: Asamblea Popular por el Agua

Share this:

About Joselo Riedel

Joselo Riedel

  • Email

Add Comment