abril 30, 2020

BASTA DE VIOLENCIA, SOMOS VIDA EN EL TERRITORIO.


Desde el Equipo Nacional de Pastoral Aborígen adherimos a lo manifestado por Equipo Diocesano de Pastoral Aborigen (EDIPA) Bariloche en relación a la brutal agresión ocurrida en la Comunidad Mapuche Buenuelo, donde miembros de la Comunidad fueron golpeados y heridos con armas blancas por una patota encabezada por quien decía ser el “propietario del predio” y su abogada, una ex funcionaria municipal:

Como Equipo Diocesano de Pastoral Aborigen repudiamos la brutal represión a la Comunidad Buenuleo en su territorio, cuyos miembros fueron golpeados brutalmente hiriendo con arma blanca a un integrante.
Son momentos muy difíciles que hoy vive la comunidad mapuche al sentirse desprotegida y abandonada por un Estado ausente.
“La tierra no es un bien económico, sino don de Dios y de los antepasados que descansan en ella, un espacio sagrado con el cual necesitan interactuar para sostener su identidad y sus valores. Cuando permanecen en sus territorios, son precisamente ellos quienes mejor los cuidan. Sin embargo, en diversas partes del mundo, son objeto de presiones para que abandonen sus tierras”. Francisco, Laudato Si 146.
Toda nuestra solidaridad y apoyo a la comunidad Buenuleo en su justa y digna recuperación de su territorio ancestral. El Territorio se cuida y se defiende.

Equipo Diocesano de Pastoral Aborigen
Diócesis de San Carlos de Bariloche

Share this:

About Joselo Riedel

Joselo Riedel

  • Email

Add Comment